Ir al contenido principal

Sant Jordi cabalga de nuevo (II)


Lo prometido es deuda así que vamos a ver cuáles son los libros de "no ficción" que La Vanguardia pronostica como arrasadores en Sant Jordi.

Me llama la atención (con todos los respetos) los que tratan o escriben personas ya fallecidas (Gloria Fuertes, Carrie Fisher) y personas que han estado enfermas (Pau Donés y Carles Capdevila). Sin meterme de momento a analizar la temática de los libros, quedan claras las intenciones de las editoriales de aprovecharse para su beneficio de los males de otros y de la solidaridad de los lectores con las personas fallecidas o que han pasado un mal trance. Yo lo siento mucho pero no entiendo el afán de las personas que han pasado por el mal trago de la enfermedad en contarnos con detalle las conclusiones filosóficas a las que han llegado tras pasar por ello. Sinceramente, todos, insisto todos, hemos tenido episodios dolorosos y traumáticos en nuestras vidas y con mayor o menor habilidad hemos conseguido superarlos (o no). Entiendo la necesidad de contarlo, pero esto (para mí) pertenece al terreno exclusivamente personal, al de los cercanos, al de todos los que nos quieren de verdad (con motivo), no hay ninguna necesidad de recibir más cariño por parte de desconocidos, ni ningún merecimiento que lo justifique y menos entrando en ese juego del marketing editorial al que lo único que le importa es vender buscando la lágrima fácil y solidaria de todos aquellos que hemos sufrido experiencias similares y nos identificamos con ellos.

Aquí también podríamos incluir a la ínclita Silvia Abril con su recetario de cocina sana que ha escrito también a raíz de un episodio traumático como la imposibilidad de embarazo por su intolerancia al gluten. Le deseo un pronto restablecimiento mental, supongo que por eso ha ido a un psiconeuroinmunogluglú. Estoy seguro que su dieta no sólo es magnífica para quedarse embarazada sino que también retarda el envejecimiento, deja un cutis superfino y (porqué no) es fantástico contra el estreñimiento físico y mental. En los varones seguro que hace crecer el pelo.

Lo siguiente que me llama la atención es lo poco cultural de las temáticas tratadas si exceptuamos los libros sobre la Guerra Civil que no podían faltar y el del Barça que ya sabemos todos que es el único club de fútbol que fomenta valores culturales y no es "opio para el pueblo".

Libros de "no ficción" en castellano:

1. "50 palos y sigo soñando" de Pau Donés. Lo dicho, que se mejore cuanto antes, que siga cantando, pero que se dedique a lo suyo: componer canciones.

2. "El libro de Gloria Fuertes: antología de poemas y vida." "Escrito por la propia Gloria Fuertes". Debe haber resucitado porque falleció hace casi veinte años. Esa biografía (se les ha olvidado el auto) completísima (448 páginas) tiene 300 poemas, fotos y dibujos hechos por ella misma. ¿Sigo? ¿No está claro que es una tomadura de pelo? Huele a refrito, a oportunismo... No sigo porque me meteré en terreno pantanoso y diré cosas políticamente incorrectas.

3. 1936. Fraude y violencia en las elecciones del Frente Popular, de Manuel Álvarez y Roberto Villa. El título deja claro que busca la polémica, introducir un contrapunto a esa edad oscura que es la Guerra Civil de la que sólo se puede hablar de algunas cosas y desde un único punto de vista. Igual hasta está bien pero esta insistencia en avivar esa polémica me cansa. En lugar de cerrar heridas nos empeñamos en desbridarlas cada vez que cicatrizan.

4. "Como a mí me gusta" de Silvia Abril. Sólo merece silencio y quizás desprecio. Si de verdad vende mucho es que alguien ha fallado al educarnos y todos seguimos el sonido de los cencerros.

5. El diario de la princesa de Carrie Fisher. Qué quieren que les diga, se acaba de morir y ya estamos con todo el afán necrofílico. Hay que sacarlo ahora aprisa y corriendo porque dentro de nada a nadie le va a interesar. Por favor, dejen tranquila a Leia.

Libros de "no ficción en catalán (otra vez nos lucimos):

1. D’on trec el temps de Màrius Serra, "que, con su último relato, quiere ayudar al lector a aprovechar el tiempo y a averiguar por donde se escapa". Merluzada tremenda eso de ayudar a aprovechar el tiempo que se escapa. Llevo años buscándole las rendijas y no hay manera, no encuentro ni una, sigue pasando igual... "tic, tac, tic, tac...". Como dijo una vez el torero: "Hay gente pa tóo".

2. La gran teranyina, de Roger Vinton, "pone al descubierto los orígenes y movimientos de los lobbys empresariales y familiares más notorios de nuestro país". Interesantísimo el tema "oyes" y "supercultural", fundamental para la vida. No duden en comprarlo y leerlo y luego cabrearse y todo eso. Creo que sólo apto para "indignados", "podemitas" y similares.

3. La vida que aprenc de Carles Capdevila. Otro amante de las frases huecas y rimbombantes de autoayuda para amas de casa. ¡Que les aproveche! He leído muchas cosas escritas por este hombre y no tiene un pase, siempre a vueltas con lo mismo, siempre empeñado en dictar cátedra. Al parecer, ahora que ha estado enfermo ha tenido una catarsis, ha visto la luz y está como loco por comunicarnóslo. Antes la gente se metía en un convento, ahora nos lo cuentan... Resignación amigos.

4. El millor equip de la història de Jordi Costa. Una muestra del enorme nivel cultural de la sociedad catalana ¿Se han fijado ustedes que cada año en Sant Jordi hay libro sobre el Barça? Es que mola mucho decir que nuestro equipo es muy bueno y además se enaltece el patriotismo la "germanor" y los buenos sentimientos y queda muy bien en la biblioteca.

5. Sota les bombes de David Iñiguez Gracia. "Durante la Guerra Civil, Catalunya vivió un asedio aéreo permanente". Ya ven, más de lo mismo, de esta temática también hay uno nuevo cada Sant Jordi. Seguro que lleno de fotos ("documentación e imágenes inéditas") y muy buena presentación (120 páginas, 24 euros), otro que en la biblioteca queda fenómeno o para la foto del catálogo de Ikea. Me he bajado una muestra y resulta ser un tebeo.

Lo dicho: mejor cómprense un disco.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El ejército de los sonámbulos - Wu Ming

No es que no haya leído nada en estos últimos días. De hecho he leído dos libros. Uno no me voy a molestar en reseñarlo, ha pasado sin pena ni gloria y mira que lo lamento porque las historias de Jack Aubrey y Stephen Maturin las sigo hace bastantes años y es la primera vez que me decepcionan. Vamos que "Misión en Jonia" no es de lo mejor de Patrick O'Brian.

Pero no he venido a hablar de ese libro sino de otro (y no es mío), un libro con mayúsculas, una obra que algunos es probable que califiquen como "su libro", uno de esos que tiene un antes y después en sus lecturas. Yo he leído demasiado para que eso me suceda, pero ya he aprendido a identificar las obras magnas, bien trabajadas, cosidas con las mejores telas y rematadas con los más lujosos encajes, y esta es una de ellas, y eso que yo desconfiaba.

Desconfiaba porque es una obra coral, escrita por un grupo de narradores italianos no identificados. A mí eso de que la gente no dé la cara me hace sospechar (s…

Criticar, Opinar y Juzgar

crítico, ca.
(Dellat.critĭcus, y este delgr. κριτικός). 1.adj. Perteneciente o relativo a la crítica. 2.adj. Perteneciente o relativo a la crisis. 3.adj. Se dice del estado, momento, punto, etc., en que esta se produce. 4.adj. Dicho del tiempo, de un punto, de una ocasión, etc.: Más oportunos, o que deben aprovecharse o atenderse. 5.adj.Fís. Se dice de las condiciones a partir de las cuales se inicia una reacción nuclear en cadena. 6.m. yf. Persona que ejerce la crítica. 7.m. y f.coloq. Persona que habla culto, con afectación. 8.f. Examen y juicio acerca de alguien o algo y, en particular, el que se expresa públicamente sobre un espectáculo, un libro, una obra artística, etc. 9.f. Conjunto de los juicios públicos sobre una obra, un concierto, un espectáculo, etc. 10.f. Conjunto de las personas que, con una misma especialización, ejercen la crítica en los medios de difusión. Al estreno de esa comedia no asistió la crítica 11.f.murmuración. 12.f.censura (‖ reprobación). Los crít…

En el corazón del corazón del país - William H. Gass

Lo tenía apuntado en una lista de "imprescindibles". Ni me acordaba de donde había sacado la recomendación en el momento de ver la portada y comprármelo. Posteriormente he confirmado que venía del blog "Un libro al día" que lo ponía por las nubes, en mi opinión de forma bastante acertada.

Se trata de una recopilación de cinco relatos de este veterano escritor (Nacido en 1924) con textos escritos en los años 50 y 60 del siglo pasado. Como toda recopilación es asimétrica en cuanto a su magisterio y extensión, pero todos tienen algo por lo que ser recordados. Esto es literatura de verdad, sin complacencia, sin buscar amigos, admiradores o dinero. Ni siquiera poniéndoselo fácil al lector, requiere esfuerzo, lápiz y papel, e inteligencia (¿por qué no?). En los relatos predominan las sensaciones sobre las historias y los personajes, de hecho éstas son simples excusas y aquellos meros vehículos para palabras, situaciones y pensamientos. Imposible para todos aquellos que …